Nuestra ensaladilla poblera es una nueva versión de este plato tradicional

Ensaladilla poblera

Hay veces que nos complicamos la  existencia buscando recetas pero las tenemos a nuestro alcance, más cerca de lo que creemos, tan cerca como en “Sa Pobla”. La isla de Mallorca posee una amplia gastronomía causada, bajo mi humilde opinión, por la insularidad. Los desplazamientos antiguamente eran muy costosos y se basaba en su propia producción y elaboración. De todo se puede sacar algo bueno así que nada mejor que poseer un gran repertorio de recetas  que nos han ido dejando los antepasados.  Y cuando crees que te la conoces entera va la vida y te sorprende. Es lo que me pasó hace dos años con esta receta.

Continue reading

Ensalada de legumbres

Ésta puede que sea la última ensalada veraniega. Con el tiempo que está haciendo, bien merece la pena poner la olla y comer caliente pero ya conocéis mi animadversión a las patatas fritas. Les he declarado la guerra y, aunque en casa me lo reprochen, me mantengo firme en mi decisión. Hay infinidad de guarniciones suculentas que llevan muchas menos calorías y contienen más vitaminas. Sin ir más lejos, esta ensalada de legumbres posee hidratos de carbono saludables, fibra y vitaminas a mansalva.

La verdad es que los ingredientes pueden ser los que cada uno tengáis en la nevera. Rebuscad en los cajones y en el verdulero. Seguro que encontráis algún tomate, una cebollita, algún trozo de pimiento o zanahoria, champiñones, da lo mismo. Admite cualquier vegetal que tengáis por casa que se pueda comer crudo. Continue reading

DSC_0128

Ensalada de patata al estilo malagueño

Tengo ciertos problemas a la hora de elaborar guarniciones y es que no me gusta repetirlas en exceso. Por esa razón, evito las conocidas patatas fritas. Son un plato muy socorrido pero no suelo hacerlas salvo con huevos fritos y con hamburguesas. De la misma forma que no como pan con la paella o con la sopa, no me apetece comer patatas fritas salvo con esos dos platos y debo decir que los huevos fritos tampoco son mi plato preferido aunque no me disgusta. Venga os dejo, tenéis mi permiso. Llamadme rara pero es que no veo la necesidad de  ponerle patatas fritas a casi cualquier plato. En mi viaje a Bélgica quedé atónita en el momento en que comrpobé que uno de los platos estrella de la cocina belga eran los mejillones al vapor con patatas fritas. Aún sigo sin comprenderlo. No me parecen que sean dos platos que deban ir de la mano pero allí son muy apreciados. Tampoco entiendo el afán de ponerle vinagre a las patatas fritas británicas en su conocido plato “fish & chips” pero reconozco que vale la pena probar ambos platos si pasáis por estos países.

Continue reading